Skip to main content

Reforma a la ley de protección de datos: un buen proyecto con un mal presagio

Probablemente esta columna será más larga de lo habitual, pero es que el asunto a tratar no es baladí: de hecho podría constituirse en uno de los más significativos avances en derechos fundamentales de nuestra actual democracia.

El pasado 13 de marzo de 2017 la Presidente Bachelet, en un acto público realizado en el salón Montt–Varas del Palacio de la Moneda, firmó el proyecto de ley (Boletín 11.144) que reforma en su totalidad la Ley N° 19.628, llamada de protección de la vida privada (no crea que le protege de algo), generando un cúmulo de expectativas y alcances que hay que explicar. (más…)

¿Quieres ser un ciberabogado?

Hace pocos meses asistí en España a un Congreso internacional en que llamó mi atención la presentación de un entusiasta abogado que, impecablemente vestido y haciendo brillar el dinero, perseguía convencer y motivar a los asistentes, en su mayoría estudiantes de pregrado, de que su futuro profesional sólo estaría asegurado y tendría proyección si aprendían sobre Derecho de las Tecnologías y que en esa área debían especializarse a como dé lugar.

Acompañaba su presentación con estimaciones de las superlativas remuneraciones futuras de los que se dedicarán a este campo de la abogacía y las terribles pérdidas en reputación, imagen y ganancias de las empresas que en la era de Internet no cuentan con una asesoría legal adecuada. (más…)

Malas prácticas del SERNAC en datos de consumidores: el servicio “No Molestar”

A raíz de un proyecto de ley promovido por los senadores Harboe, Pérez y Tuma (Boletín 10133-03) que cambiaría el actual régimen de las comunicaciones publicitarias (ese que permite llamadas y correos electrónicos para ofrecernos cosas que nunca hemos pedido), la Universidad de Chile convocó a un Seminario sobre la materia en que intervino, entre otros, el Director Nacional del Servicio Nacional del Consumidor (Sernac).

Y para iniciar la discusión presentó su estrella en la materia: la “Aplicación ¡NO MOLESTAR!”: una página web en que el consumidor entrega sus datos personales e indica los medios de comunicación que utiliza (básicamente e-mail y número teléfono) y a través de los cuales NO QUIERE ser contactado por las empresas; el Sernac, una vez al mes, distribuye esa información entre las principales empresas que se dedican al acoso permanente de la ciudadanía (aunque el sitio web dice que sólo se le envía  a la empresa que indiques). (más…)

Sus Señorías no tienen derecho al anonimato

A principios del mes de agosto de este año, en San Bernardo, un delincuente robó un automóvil a su conductor en el momento en que entraba con él al hogar (un “portonazo”, en nuestra jerga nacional); tras huir el asaltante del lugar las víctimas (padre e hijo) le persiguieron en otro vehículo, lo alcanzaron, lo derribaron y terminó asesinado a golpes.

Conocidos los hechos por nuestra opinión pública, siempre tan sedienta de sangre y enfervorizada partidaria de la “justicia ciudadana”, una gruesa parte de ella clamó porque a los homicidas se les aplicara una exención de responsabilidad penal conocida como legítima defensa, figura jurídica que beneficia a quienes dañen (o maten) a otro en defensa de su persona o derechos. (más…)

Los periódicos también deben olvidar: una condena a “El Mercurio”

Como ustedes saben, desde hace bastante tiempo los medios periodísticos comenzaron a ofrecer versiones digitales de las noticias para luego disponibilizar esas ediciones en forma permanente al público a través de Internet, y también a los motores automatizados de indexación de información.

Entonces, como ya he explicado en otra ocasión, los medios de comunicación sufrieron una radical conversión: de vehículos que hacían posible la difusión e intercambio de noticias e ideas, facilitando la discusión de los grandes y pequeños temas, han devenido en una grave amenaza a la paz social.
(más…)

Contra el Tribunal Constitucional

En algún momento del siglo recién pasado alguien pensó que la Constitución Política, además de ser un conjunto de declaraciones de buena crianza, debía ser aplicable a la vida real.

Y que, además, los tribunales ordinarios de justicia no estaban calificados para resolver los conflictos que se produjeran entre la aplicación de las leyes ordinarias y lo que dice el texto de la Constitución: así que desde 1945 en adelante surgieron los tribunales constitucionales en muchas democracias, aunque otras no lo juzgaron necesario.

En Chile creamos uno en 1970, pero solo desde el año 2005 tiene una atribución especial: puede declarar la inconstitucionalidad de las leyes antes que inicien su vida jurídica, es decir, incluso puede destruir leyes antes de que estas entren en vigencia. (más…)